Las mejores estaciones de esquí


Por Amy Rosoman

Fotografía del título de haveseen / Getty Images

Ir a Navegación

Última actualización: septiembre de 2018

Encuentre el lugar perfecto para sus vacaciones de esquí de 2019. Realice una miniescapada de esquí a las montañas europeas, disfrute de la nieve polvo con estilo en las Montañas Rocosas canadienses o recorra las pistas noruegas cercanas al círculo polar ártico. Descubra su retiro de esquí ideal en el destino perfecto.

Perfecto para esquiar por un módico precio: Bansko, Bulgaria

Aventúrese a visitar las pistas búlgaras y disfrutará de una escapada de esquí de lo más económica. La estación de Bansko es ideal tanto para principiantes como para esquiadores de nivel intermedio. Coja sus esquís o tabla de snowboard y deslícese pista abajo entre los árboles. Si no, haga como Bambi cuando patinaba sobre hielo y empiece en las pistas de iniciación más elementales, para aprender a posicionar las piernas. Además, podrá disfrutar de los mejores momentos après-ski en esta animada estación: baile desde la tarde hasta bien entrada la madrugada en Happy End, local que ofrece un ambiente muy divertido y actuaciones en directo. Tome un vuelo a Sofia  y visite los montes Pirin, donde podrá gozar de unas vacaciones de esquí a muy buen precio.

Dónde alojarse: All Seasons, por sus vistas panorámicas de las montañas. Este moderno hotel cuenta con una piscina cubierta, sauna y sala de vapor, los lugares ideales para relajarse tras una dura jornada sobre los esquís; también puede reservar un tratamiento en el spa que le ayudará a relajar sus piernas y articulaciones y eliminar cualquier molestia. Aproveche el servicio de lanzadera gratuito que le llevará hasta el telecabina que sube a la estación y que le traerá de vuelta al hotel. Por la noche, disfrute de su céntrica ubicación y descubra el lado fiestero de Bansko.

Reserve una estancia en All Seasons

Ideal para esquiar los fines de semana: Chamonix, Francia

Ponga rumbo a las cumbres de Chamonix, para pasar un fin de semana esquiando digno de recordar. Diviértase en los Alpes franceses y descubra un maravilloso lugar para esquiadores avanzados y para practicar el snowboard; gracias a su gruesa capa de nieve, tendrá posibilidades de esquiar tanto dentro como fuera de pista. Los esquiadores de nivel intermedio pueden deslizarse por las pistas rojas y poner a prueba sus habilidades y, cuando necesiten un descanso, pueden disfrutar del buen ambiente que se respira en este pintoresco pueblo. Deléitese tomando una cerveza fría bajo el sol después de disfrutar de la montaña o vaya a comer una hamburguesa en el bullicioso Moö, el único bar de la ciudad donde uno se puede servir una cerveza de grifo a sí mismo. Tome un avión a Ginebra, a solo una hora de vuelo de Chamonix, para sacar el máximo provecho de su fin de semana de esquí.

Dónde alojarse: Hôtel Mercure Chamonix Les Bossons, cuyo estilo tipo chalé, con vistas al imponente Mont Blanc, es absolutamente cautivador. Podrá apreciar al máximo las vistas de las cumbres nevadas desde la piscina cubierta y el hidromasaje mientras descansa antes de ir a cenar al restaurante Côté Glacier. Para llegar al inicio de los remontes principales de Chamonix y comenzar la jornada intensiva de esquí, dispondrá de un autobús lanzadera gratuito.

Reserve su estancia en el Hôtel Mercure Chamonix Les Bossons

Ideal para esquiar en familia: Trysil, Noruega

Déjese conquistar por las tentaciones de Noruega. Ganadora de muchos premios como la mejor estación de esquí familiar de Noruega, Trysil es la elección perfecta para pasar unas vacaciones de esquí en familia. La estación cuenta con más de 64 kilómetros de pistas con poca gente, lo que la convierte en un lugar ideal para principiantes y expertos. Quedará embelesado por los fascinantes paisajes de este resort donde la nieve está garantizada. Los principiantes pueden reservar un curso en la escuela de esquí para aprender con profesores experimentados y amables, en un lugar donde todo el mundo es realmente cordial. Disfrute haciendo otras actividades divertidas con toda la familia, como paseos en trineo tirados por perros o caballos, que le permitirán descubrir los maravillosos alrededores de la estación. Vuele a Oslo y en dos horas y media ya estará en las brillantes laderas de Trysil, para comenzar sus vacaciones de esquí con la familia.

Dónde alojarse: Radisson Blu Mountain Resort & Residences, por sus elegantes habitaciones y ambiente familiar. Tras un duro día en la nieve, lleve a los niños a darse un buen chapuzón en alguna de las piscinas. Si no, sumérjase en la calma el Kulpen Spa mientras los críos descargan energía en la sala de juegos. Tome un buen desayuno y prepárese para un nuevo día de diversión en las pistas. Por la noche, pase por Kubben, el bar del vestíbulo, y tome una copita après-ski junto al fuego.

Reserve su estancia en Radisson Blu Mountain Resort & Residences

La mejor para el esquí de lujo: Whistler, Canadá

Explore las maravillas de Canadá. Regálese unas vacaciones en Whistler, donde las pistas de esquí son fantásticas y la nieve es lo más importante. La estación de esquí de Whistler Blackcomb es un sueño tanto para esquiadores como para practicantes de snowboard gracias a su amplia variedad de pistas, parques, caminos fuera de pista y pistas arboladas; este resort tiene algo para todos los gustos. Si se siente con ganas, reserve una experiencia única e inolvidable y haga lo que se conoce como heliesquí (esquí o snowboard con descenso en helicóptero), en este paisaje cautivador. Después de un día en las montañas, relájese junto a las laderas con un fuego crepitante, mantas suaves y un chocolate caliente o un cóctel de autor. O mantenga la energía a tope a la hora del après-ski en el Dusty’s. Vuele a Vancouver y desde allí puede llegar a Whistler en aproximadamente una hora y media.

Dónde alojarse: Four Seasons: disfrute del epítome del lujo. Con un cóctel en la mano y después de un día de gran esquí, quedará embelesado observando las vistas desde la piscina exterior climatizada de este suntuoso refugio de montaña. Aproveche el excelente servicio de guardaesquís, que se encargará de todo su equipo de esquí. Relájese en el galardonado spa, vaya al SIDECUT Bar para tomar una copa o dos, y luego disfrute de una tentadora experiencia culinaria mientras saborea las especialidades locales.

Reserve su estancia en The Four Seasons

Ideal para disfrutar de un chalé de esquí: Val d'Isère, Francia

La fascinante zona de Val d'Isère, dentro del Espace Killy, cuenta con las mejores estaciones de esquí de Francia. Tómese un respiro y haga un viaje de esquí a un destino bien conocido por sus elegantes chalets y sus increíbles lugares de après-ski. Disfrute en sus fascinantes 300 km de pistas de todas las dificultades y tipos, a la medida de todos los esquiadores. Los más valientes se decidirán sin duda por la pista negra Face de Bellevarde, que tiene una inclinación de hasta un 71 %. También puede deslizarse por las pistas azules de Tignes y poner rumbo después al Loop bar para disfrutar de sus deliciosos manjares y de su animada vida social. Y no se pierda la famosa Folie Douce para divertirse en un après-ski verdaderamente único. Y después de un día deslizándose por las pistas, retírese a su chalet para relajarse cómodamente.

Dónde alojarse: The Marwari, para vivir la experiencia de habitar en un chalé de esquí. ¿Qué mejor forma de relajarse después de un largo día en las pistas que tomar un taza de té por la tarde y luego descansar en la sauna? Disfrute de unos días de exquisitos desayunos, canapés por la tarde y cenas de tres platos. Siéntese junto al fuego con una tabla de quesos y una copa o salga a experimentar la vida nocturna del lugar. Y cuando el personal del chalé esté libre, dese un homenaje con una buena fondue en el pueblo.

Reserve una estancia en The Marwari

enlaces de navegación a pie de página

Logotipo de British Airways.