Italia

Italia es una mina de tesoros históricos: desde el Coliseo de Roma, la «ciudad eterna», hasta la gran catedral gótica de Milán, el Duomo. Desde lo alto de la Torre de Pisa, se puede apreciar el paisaje urbano de la ciudad de Pisa. Los amantes del arte podrán encontrar sus cuadros favoritos de la época renacentista en Florencia. Disfrute de la belleza natural y atrayente de Italia: desde el espectacular paisaje costero de la Costa Amalfitana, hasta el verdor de los olivares de la Toscana, pasando por los desfiladeros y las playas prístinas de Cerdeña, dignos de admirar.


Escapadas urbanas a Italia

Italia.

En la vibrante Nápoles, coma con los locales en las históricas «trattorias» de Spaccanapolis. Vístase de punta en blanco en la glamurosa Milán y beba a sorbos un cóctel sibarita entre personas con pinta de modelo. Escuche una ópera italiana en su legítimo hogar, el Teatro de la Ópera de Roma del siglo XIX. Si prefiere una escapada urbana más modesta, visite la ciudad universitaria de Bolonia, cuyos bares y discotecas están plagados de jóvenes estudiantes.

Escapadas románticas a Italia

Italia.

Lance una moneda a la Fontana de Trevi a medianoche en Roma o recorra los canales de Venecia en góndola. La historia de amor de Romeo y Julieta se desarrolla en la elegante Verona: cante una serenata bajo el famoso balcón de la mansión del siglo de XII de Julieta: Desde los callejones medievales de Bari, siga el serpenteante paseo repleto de palmeras hasta los barcos de pesca atracados para disfrutar de un picnic romántico.

Vacaciones familiares en Italia.

Italia.

Vea cómo el humeante volcán Etna se erige imponente sobre Catania. A los niños de todas las edades les entusiasmará el parque recreativo Gardaland próximo a Verona, y también podrán acercarse a tiburones en el acuario de Génova. Sumérjase en las aguas cálidas de la Costa Amalfitana mientras observa sus abruptos acantilados. Turín está repleta de cafeterías de la Belle Époque, con sus famosas golosinas de chocolate, idóneas para los paladares golosos de los más pequeños.

Vacaciones recorriendo varios lugares populares de Italia

Visite las ciudades más emblemáticas y deléitese con los maravillosos paisajes naturales de Italia con unas vacaciones recorriendo varios lugares.

Roma - Nápoles.

Comience su viaje italiano en la magnífica Roma, donde la majestuosa cúpula de la Basílica de San Pedro destaca en el horizonte de una ciudad repleta de obras maestras de arte e iconos de la arquitectura. A continuación, conduzca hasta Nápoles, situada en un increíble emplazamiento en las faldas del imponente monte Vesubio. En las proximidades, las ruinas romanas de Pompeya son un emotivo recuerdo de la fuerza devastadora de este volcán. Continúe hasta Sorrento deleitándose, por el camino, con la exquisita belleza de la Costa Amalfitana, donde los bosques verdes de limoneros y las villas de tonos pastel se aferran a los abruptos acantilados sobre las aguas celestes.

Pisa – Florence.

Vuele a Pisa como puerta a la idílica Toscana y continúe su viaje hacia Florencia. Sienta cómo retroceden las manillas del reloj mientras pasea por las calles medievales de Lucca, San Gimignano, Siena y Arezzo. Más tarde, deléitese con las vistas de los sinuosos viñedos mientras paladea un vino en Chianti. Finalice el viaje en Florencia, una ciudad increíble a orillas del río Arno que destila arte y arquitectura por los cuatro costados.

Venecia - Verona.

Descubra el romanticismo imposible y la belleza cautivadora de Venecia. Recorra lentamente los canales serpenteantes en góndola y contemple las cúpulas ornamentadas de la Basílica mientras disfruta de una refrescante copa de Prosecco en la Plaza de San Marcos. Alquile un coche y conduzca por la maravillosa región de Véneto, con sus exuberantes viñedos y municipios medievales sobre colinas. Continúe hasta Verona y deambule por las calles adoquinadas de esta preciosa ciudad antes de dejarse llevar por las notas altas de una ópera en el magnífico anfiteatro romano Arena di Verona.

Milán – Lago de Como.

Vuele a Milán y explore una ciudad donde el vanguardista mundo de la moda se topa con un abundante legado histórico. Contemple la majestuosidad del Duomo, la famosa catedral de estilo gótico de Milán, o las complejas pinceladas de la valiosa obra La última cena de Da Vinci. Disfrute como un niño con un cremoso helado en una cafetería junto a un canal y vea pasar a los locales vestidos de una manera impecable. Más tarde, conduzca hasta el espectacular Lago de Como, rodeado de montañas con las cimas nevadas y colinas repletas de cipreses. Cruce en barco hasta la localidad de Bellagio, caracterizada por sus tonos limón y calles con escaleras adoquinadas que llevan a preciosas boutiques y apetitosos restaurantes.

Catania.

Prepárese para quedar prendado por la hermosa isla de Sicilia al volar a Catania y alquilar un coche para explorar la zona. Desde el imponente Monte Etna a las aguas azul zafiro que bañan la orilla: esta isla idílica le cautivará. Descubra la deslumbrante variedad arquitectónica: desde la abundante belleza barroca de Catania a los increíbles monumentos ancestrales griegos de Concordia y Selinunte. Explore el crisol de culturas de Palermo y maravíllese con las increíbles vistas de la elegante localidad costera de Taormina.